¿Te has decidido a hacer el Camino de Santiago y estás buscando la fecha más indicada? Si no tienes demasiados huecos en tu agenda o si sientes la necesidad de asumir este reto en un determinado momento de tu vida, te aconsejamos que te animes a lograrlo ya que la mayoría de las veces somos nosotros quienes nos ponemos nuestros propios límites.

Lógicamente queremos hacernos una idea de cómo será nuestro tour, y una de las preguntas frecuentes es ¿qué tiempo nos aguardará durante nuestro recorrido?

Debido al cambio climático que se ha desencadenado en estos últimos años, es muy difícil aventurarse a dar una respuesta definitiva sobre este asunto. Podríamos decir que Galicia tiene un clima oceánico con fuertes variaciones y múltiples microclimas. Aún así, hacia el interior (que es por donde cruzaremos en nuestro tour) tenemos un clima oceánico casi continental. Esto quiere decir que los vientos no son tan fuertes como en las zonas costeras en las que se aprecia un tipo de clima marítimo.

Según algunos expertos, las mejores épocas del año para hacer el Camino de Santiago son la primavera y el otoño (es decir, finales de abril, mayo, junio y septiembre) ya que en estos meses el clima es más suave. Otra razón de peso es que en los meses de verano la gran afluencia de peregrinos hace que sea más difícil encontrar albergues disponibles.

Con todo, como te comentamos en su momento, una de las ventajas de optar por un tour guiado para hacer el Camino de Santiago, es que nos libraremos de la preocupación de reservar por nuestra cuenta los alojamientos y pensiones donde vamos a dormir, los lugares donde almorzar y cenar, etc. Todo esto puede llegar a ser algo incómodo sobre todo si no conocemos el sitio o si surgen imprevistos. En Pambretours te buscamos alojamiento en magníficas casas señoriales o hoteles. También se incluyen desayunos, comidas y cenas. Así que, la masificación de peregrinos en los meses de verano solamente podría ser un obstáculo para quienes hacen la ruta por su cuenta pero no tanto para quienes la planean a través de una agencia.

¿Y qué podríamos decir de los meses de invierno? También es factible emprender el Camino de Santiago en esta época del año. Sin embargo, las condiciones climáticas nos obligan a llevar un equipo más pesado que en primavera o verano. Todo ello deriva en un mayor esfuerzo y cansancio. La ayuda de un guía y  de un vehículo de apoyo que traslade nuestras mochilas y pertenencias se agradece mucho en estas situaciones.

Piensa que la fuerza de voluntad es importante, pero no hay nada que nos anime más a la hora de seguir que saber que en cualquier momento contaremos con ayuda. ¡Nuestra labor es facilitarte el Camino!

En la página “Nuestros tours” encontrarás la información sobre las fechas disponibles. Recuerda que también podemos organizarte un tour privado o por libre si tu agenda no se adapta a ninguna de estas fechas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *